Es noticia en Deportes: Escalada Pádel Ayudas al deporte Fútbol Fútbol Sala Piragüismo Artes Marciales Chinas Bádminton Atletismo
Fútbol

"Nunca imaginábamos que podríamos conseguir un ascenso a División de Honor"

Miguel Ángel Martínez es el capitán del Conquense que la próxima temporada luchará en la élite del fútbol juvenil
"Nunca imaginábamos que podríamos conseguir un ascenso a División de Honor"
Fotos: UB Conquense- Alfonso Fernández / Miguel Ángel Martíenz - Mario Gómez
01/06/2021 - Mario Gómez

El colegiado Fernández Vera hace sonar su silbato tres veces indicando el final el encuentro. Ya está. El Conquense de Iván Rubio es nuevo equipo de División de Honor. La marabunta de chavales, algunos sin estar vestidos de corto y otros con el peto enfundado, saltan al campo para abrazarse y celebrar el premio de una temporada histórica.

El gol de Willy Langreo ante el EF Albacer pone la guinda a la consecución de un ascenso en La Fuensanta, ante su público y con centenares de personas festejando una alegría en una temporada tan difícil para el aficionado de la Balompédica.

"Nunca lo hubiéramos creído. Sabíamos que no había objetivo como tal, sino mantener la categoría y disfrutar, pero nunca imaginábamos llegar a División de Honor", explica ya en frío el capitán del conjunto blanquinegro, Miguel Ángel Martínez.

Portar el brazalete en una temporada así tiene mérito, más en un año marcado por los devenires de la pandemia. No fue un camino fácil para el equipo de Iván Rubio que tuvo su bache cuando podía celebrar el coronarse, varias jornadas antes de concluir la primera fase, como campeón de su grupo. "Se notó. El parón en el calendario, los partidos aplazados por la Covid, pero el equipo supo suplirlo con el reflejo de lo que ha sido, una piña. Sabíamos que era el día perfecto para lograrlo, no había tiempo para acordarse de los 'fantasmas' de esas semanas", explica Martínez que hace hincapié en las palabras de su técnico antes de salir al partido clave. "Ser parte de una charla de Iván Rubio antes de un partido te hace salir concentrado y muy motivado, transmite como nadie", añade.

"Cuando terminó el partido me acordé de mi familia, de mis compañeros, pero también de aquellos que estuvieron el año pasado y que, por culpa de la pandemia, no pudieron luchar entonces por ese ascenso. Ellos también se lo merecen, así como afición, directiva y cuerpo técnico"
"Nunca imaginábamos que podríamos conseguir un ascenso a División de Honor"

Días después de la gesta, y aún con un partido pendiente para finalizar la campaña, este en Valdepeñas este mismo fin de semana, el capitán señala que "sigue costando creerse que hemos logrado el ascenso", pero no muestra duda alguna cuando se le pregunta por el secreto de ese éxito, que además forma parte de uno de los lemas del club: la unión. "Hemos creado un grupo muy grande de amigos y para mí ha sido un orgullo ser su capitán. Cuando terminó el partido me acordé de mi familia, de mis compañeros, pero también de aquellos que estuvieron el año pasado y que, por culpa de la pandemia, no pudieron luchar entonces por ese ascenso. Ellos también se lo merecen, así como afición, directiva y cuerpo técnico".

FUTURO

Así, Miguel Ángel espera seguir el próximo año comandando el equipo blanquinegro en División de Honor junto a los mejores equipos. El jugador admite que se ve con fuerza y que "siempre es bonito jugar en una categoría así, porque cuando era pequeño veía siempre los típicos torneos de juveniles, chicos jugando en esos estadios y campos y siempre he tenido la 'cosilla' de poder estar ahí, y ahora tendremos la oportunidad".

Con la vista al frente y un verano para degustar y descansar del histórico logro para el fútbol conquense, el capitán balompédico espera que el próximo año Cuenca disfrute de lo conseguido. "Es para estar agradecido, al Conquense en general, pero también a la directiva y el presidente en particular. Nos han tratado en las mejores condiciones y el hecho de poder jugar varios partidos en La Fuensanta ha sido como cumplir un sueño. Y cómo no, a Iván, tiene mucho mérito haber aguantado a estos jugadores tanto dentro como fuera del campo", declara entre risas el jugador.

Si bien el año en el primer equipo ha sido para olvidar, con el respiro de al menos haber conseguido la permanencia, la cantera del Conquense ha sido fruto de una alegría que les permitirá medirse de tú a tú ante la élite del fútbol juvenil en la ilusionante campaña 2021/22, con el reto puesto en lograr mantener la categoría por más de una temporada, algo que aún no ha conseguido ningún equipo de la provincia.