4 de Julio de 2020 Son las 2:21

Provincia

Provincia

Especial Semana Santa 2020
Historia

Abre sus puertas el parque más grande de máquinas de asedio

El Trebuchet Park, instalado en el Castillo de Belmonte, exhibe 40 piezas construidas a escala real con el máximo rigor histórico y operativas

Abre sus puertas el parque más grande de máquinas de asedio
Fotos: L.N.//Castillo de Belmonte
6/8/2018 · Nuria Lozano

El trebuchet o trabuco de contrapeso fue el arma medieval por excelencia y ahora también da nombre al parque histórico de máquinas de asedio más grande del mundo. Trebuchet Park acaba de abrir sus puertas en el interior del recinto amurallado del Castillo de Belmonte con un total de 40 de estas armas operativas y a tamaño real que van desde los siglos V al XV.

Una iniciativa que ha sido posible gracias al buen entendimiento entre el historiador turolense Rubén Saez, creador de estas piezas, y el propietario de la fortaleza, Javier Fitz-James Stuart, conde de Montalvo.

Según ha explicado Saez a Las Noticias, fue en 2004 y con motivo de su tesis doctoral, cuando empezó a investigar en profundidad sobre las máquinas de asedio. “A raíz de esto, y para incrementar mi conocimiento sobre esta tecnología y comprobar si la potencia de la que hablaban los libros era real, empecé a construirlas a escala real”.

Lo sorprendente, es que los alcances de estas armas coinciden con lo que dicen los textos de la época aunque a priori pudiera parecer exagerado. “Con cierto grado de práctica, tienen una puntería bastante considerable”.

En este tiempo ha reproducido más de 300, muchas de las cuales se pudieron ver en Albarracín entre 2011 y 2017, en una muestra que recibió más de 10.000 visitas anuales. Es en esta localidad donde Saez tiene su taller, su laboratorio y su ‘campo de pruebas’.

Lo que hace especial y diferente al Trebuchet Park es su rigor histórico. Detrás de la construcción de las máquinas hay muchas horas de investigación, se han estudiado incluso restos arqueológicos, miniaturas y toda la documentación que se conserva, que no es mucha, debido a que como ocurre hoy con los tanques todo lo referente al funcionamiento de estas piezas era secreto de Estado. “Una vez recopilada toda la información, hemos tenido que hacer planos, construir y testar las armas”.

Saez se muestra muy satisfecho porque su trabajo se exhiba ahora de forma permanente “en una joya excepcional” como es el Castillo de Belmonte. Como presidente de la Asociación para la Recuperación de los Castillos Turolenses conoce muy bien estos bienes “y el de Belmonte es uno de los mayores ejemplos de la castellología española”.

El Parque se articula en torno a cuatro ámbitos temáticos diferenciados: mundo cristiano, mundo musulmán, mundo oriental y Renacimiento.

Desde este 1 de agosto, todos los visitantes pueden contemplar las máquinas que cambiaron el curso de la guerra en distintas épocas, “las que decidían los asedios”. Entre ellas, no falta el trabuchet que podía arrojar casi de todo, incluso caballos muertos, como señala Saez, con una tecnología que no fue superada hasta que los cañones empezaron a ser fiables, en el siglo XV.

Otros artefactos curiosos que se pueden contemplar son una cometa incendiaria, que fue el primer intento de crear un dron; un lanzacohetes chino del siglo XV que era capaz de soltar 300 flechas por minuto; o una pieza de artillería inventada por Leonardo Da Vinci. “No solo es una manera divertida de acercarnos a la historia militar, también es interesante desde el punto de vista tecnológico porque están presentes todos los principios de la Física como poleas, palancas o torsiones”.

El trebuchet podía arrojar casi de todo al enemigo, hasta caballos muertos

“Esto es solo el principio porque la idea es ampliar la exposición de cara al año que viene”, asegura su creador, quien también tiene en mente realizar exposiciones temporales y otras actividades.

Unas palabras que corrobora el propietario del castillo, Javier Fitz-James Stuart, quien ha asegurado a este semanario que el compromiso es continuar investigando, “y construir más máquinas y más grandes”.

El conde de Montalvo ha indicado que el Parque viene a dotar de más contenido a la oferta turística de la fortaleza. “Es un proyecto que nos encantó desde el principio y que hemos articulado con un recorrido muy atractivo. Será muy divertido e interesante”.

Cada una de las áreas históricas contará con diez máquinas, todas ellas con su correspondiente cartela donde se explicará su historia, cómo funcionaba y dónde se utilizaba. Asimismo, el visitante tendrá acceso a una audioguía que estará disponible en cuatro idiomas y podrá disfrutar de la halconera que se ubicará dentro de este recinto.

“La idea además es hacer algunas pruebas del funcionamiento de las máquinas en momentos puntuales de una forma segura para el público”, ha comentado Fitz-James Stuart. Previsiblemente, el próximo 12 de septiembre, día de la presentación oficial del Trebuchet Park, se podrán ver estas demostraciones en vivo. “Todo esto supone incrementar el contenido del Castillo de Belmonte de una forma muy original, ofreciendo cosas distintas y complementarias a lo que es la visita en sí al monumento”, ha puntualizado.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información