9 de Agosto de 2022 Son las 5:59

Opinión

Opinión

Especial Semana Santa 2020
0
Imagen de Orión

Orión


31/7/2022

Politiqueo y política

La jefa de PODEMOS ha ordenado el cese de su número dos en el ministerio que dirige que es el jefe del partido comunista, organización que es la piedra angular de IU, compañeros de viaje de la coalición electoral PODEMOS-IU socios de gobierno de España.

Al partido comunista pertenece la vicepresidenta segunda del gobierno del que forma parte Ione Belarra, la “cesadora”. La aludida, Yolanda Díaz, aspira a crear un nuevo ente político (imposible para nosotros definirlo de modo más preciso) con la intención de concurrir a las próximas elecciones generales ofreciendo un paraguas único a todos aquellos que se sitúen a la izquierda de los socialistas, siendo ella cabeza de cartel. Preguntada por el cese de su jefe de filas, el “cesado”, contesta con una rotundidad que hace pensar en el hervidero en el que se ha convertido la antes monolítica coalición: “en el politiqueo no me van a encontrar jamás”.

Conviene aclarar que politiquear es un término despectivo y que se debe considerar como la práctica de una mala praxis política.

Nuestro compañero Adán en la tertulia, exclamó: “menudo lío. Me recuerda a un zarajo ahora que todo es gastronomía”.

Entre tanto Sánchez, jefe del PSOE, realiza una maniobra de alcance para reforzar a su partido, dotarlo de un nuevo mensaje, de nuevos emisores de su discurso, dar señas de unidad entre las diferentes sensibilidades y, por supuesto, no tocar al Gobierno. Es cosa del partido.

Esa operación, que parece no traumática y sí rehabilitadora, manda dos mensajes: aquí mando yo que integro y aquí hablamos todos de lo mismo, de lo que nos interesa, que es superar las dificultades, gestionar los programas nacidos de una nueva orientación política que pone en el centro de su preocupación y de su acción a la sociedad, a las personas y especialmente a las víctimas de un capitalismo desbordado, cruel y codicioso, de una pandemia y de una guerra inexplicable. Y haciéndolo sin estridencias ni extremismos, con un posibilismo que permita ganar etapas sin poner en riesgo la conclusión de la carrera.

Los socios habituales del Gobierno en el Congreso han aprovechado la ocasión para pedir más gestión. Dicen ser los primeros interesados en seguir cociendo un “morteruelo” que hasta el momento ha permitido al Presidente hacer viable un programa de gobierno positivo, mal que les pese a los que pretenden mostrar el vaso medio vacío, magnificar errores y minimizar los éxitos. Esto también es politiquear.

Las derechas a lo suyo. Se saben inmunes a comportamientos reprobables. Al no hablar de ello han dejado de existir. Los errores conceptuales de su nuevo líder, la inaceptable actuación y la falta de compromiso en asuntos que vertebren realmente la democracia española se han convertido en señas de identidad. Les basta la apropiación de símbolos que son de todos.

Política no politiqueo deberíamos demandar. Y acuerdos que fundamenten un futuro sin estridencias.

Esto último es lo que ha permitido a la nueva vicesecretaria del PSOE y ministra de Hacienda del gobierno de España afirmar:”el ruido hace que los políticos les parezcamos a la gente marcianos”.

Pero en realidad nosotros deberíamos preguntarnos si para algunos políticos somos nosotros los que les parecemos marcianos.

Queda dicho.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información