Más entrevistas: Lidio Jiménez Pedro Navarro Javier Pelayo Sergio Martínez Marta Martínez Dafne García Pedro Cifuentes David Rubio Luque Guilermo Román Francisco Sáez

“Hay mucha música escondida en imágenes cotidianas”

El músico, compositor y productor con raíces conquenses, Basilio Martí, presenta este sábado su disco `Transylvanian Suite' en el Festival de Música ‘Villa de Uclés’
“Hay mucha música escondida en imágenes cotidianas”
Foto: Helena Huerta
10/06/2023 - Paula Montero

El músico, compositor y productor Basilio Martí (Vigo, 1966) presentará su nuevo disco titulado Transylvanian Suite este sábado 10 de junio en el Festival de Música ‘Villa de Uclés’. El artista con raíces en Barajas de Melo, el pueblo de sus abuelos, llega a la provincia dispuesto a encandilar al público con su último trabajo que no es otra cosa que un homenaje a Nosferatu, la película de Murnau de la que se cumplen 100 años de su estreno. 

 

¿Qué se va a encontrar el público que asista al concierto?

Un homenaje a la película Nosferatu de Murnau. El año pasado se cumplieron 100 años del estreno y grabé un disco que se llama Transylvanian Suite, que no es otra cosa que un homenaje al expresionismo en el cine clásico. Este disco incluye música inspirada totalmente en la película. Compusimos visionando el largometraje y de hecho hemos estado de gira con un espectáculo en el que se proyectaba la película mientras que nosotros tocábamos en directo.

Lo que venimos a presentar en Uclés es un formato que hemos hecho para poder tocar en festivales de jazz. Lo que hemos hecho ahora es  arreglar esa música que era más bien electrónica y la hemos adaptado a un formato de trío de jazz clásico formado por un batería, un bajista y yo con teclados. En esta gira tocamos canciones de Transylvanian Suite y de discos anteriores. 

 

¿Cómo es la música de Transylvanian Suite?

Es una música que tiene un toque viejuno en el sentido más clásico. Se grabó a primera toma como se grababan antiguamente los discos de jazz, con un piano vertical antiguo y hay una parte de piano clásico. Buscábamos un sonido rancio y una mezcolanza de estilos. 

 

¿Por qué elegir Nosferatu cuando se cumplen 100 años de su estreno?

Soy compositor de música para televisión, cortometrajes y me gusta muchísimo trabajar para imágenes. Me aburro y cojo una película o un video y lo músico. La banda sonora ya está hecha y hemos hecho una alternativa. Una música completamente inspirada en imágenes. Quería inspirarme totalmente en imágenes para hacer algo moderno que se pueda tocar y escuchar ahora. 

 

¿Cómo se compone una banda sonora que sea adecuada para una película? ¿Dónde está el truco para que todo encaje?

Es un misterio. Cuando pones imágenes a reproducir te das cuenta de que tienen un ritmo. Las imágenes  te dan pistas sobre la música que al final resulta la más adecuada. Desde luego si la música está equivocada el espectador lo va a notar enseguida porque se va a encontrar un contraste raro. Todo tiene un punto de misterio sin resolver.  

 

¿Qué le inspira a Basilio Martí para componer?

Los trenes son una maravilla para hacer música, tienen un ritmo en sí mismos que me inspiran muchísimo para componer una banda sonora. Los barcos también, por el batir de las olas. Por otro lado están las ciudades. Si ponemos una cámara a grabar en la Gran Vía de Madrid y después las reproducimos a cámara rápida nos va a permitir crear una música totalmente diferente a si la reproducimos a cámara lenta. Al final, hay mucha música escondida en imágenes cotidianas. 

 

¿Y de Nosferatu?

Me inspira mucho la escena en la que Nosferatu va en el barco que está llegando a la ciudad alemana donde va a buscar a su víctima. Esta película tiene muchas escenas inspiradoras. No soy el primero que ha compuesto una banda sonora alternativa, hay mucha gente que también lo ha hecho porque Nosferatu es como un videoclip de hora y media. Tiene tantas imágenes expresionistas, super bonitas y con mucho carácter que es difícil encontrar escenas aburridas. Eso funciona muy bien como marco para hacer música. 

 

 

“Aunque sea muy fuerte decirlo, el rock está casi muerto. No porque la música esté muerta sino porque la gente lo está dejando de lado”

Además de su faceta como compositor, ha trabajado con artistas reconocidos del panorama nacional e internacional...

Con Antonio Vega estuve 20 años trabajando y me enseñó mucho de lo que toco ahora. Ahora estoy empezando la gira de Miguel Ríos y mientras tanto colaboro con grupos, hago arreglos… hoy en día hay que hacer de todo para vivir de la música. 

 

¿Cómo se compagina todo eso? 

Desgraciadamente o por fortuna no te suelen llamar a la vez todos. Incluso puede que estés un año sin hacer nada pero de repente cuando estás acabando un proyecto te llaman para otro. Hay veces que coincide todo y entonces te mueres. En mi caso trabajo mucho en casa, tengo un pequeño estudio y todo lo que es música para imágenes y producciones lo puedo hacer ahí. No tengo que estar todo el día de viaje y eso me facilita mucho las cosas. 

 

¿Cómo ve el panorama musical actual? 

El mundo musical como lo conocemos se está acabando. Aunque sea muy fuerte decirlo, el rock está casi muerto ya. No porque la música esté muerta sino porque la gente lo está dejando de lado. Tiene poca visibilidad en los medios, poco aprendizaje… hay generaciones nuevas que no saben quiénes son The Rolling Stones o los Beatles. Me siento un poco como una especie en extinción.