Autoprima Cuenca Autoprima Cuenca
17 de Noviembre de 2019 Son las 16:53

Entrevistas

Entrevistas

Especial Semana Santa 2019
Mª Ángeles García

“Pactaremos con las fuerzas que permitan un cambio real en Cuenca”

La cabeza de lista de la candidatura de confluencia de Podemos, Equo e independientes apuesta por medidas para crear empleo verde, un plan de regeneración y limpieza de los barrios y por hacer una auditoría en el ayuntamiento

Imagen principal de la noticia
Foto Saúl García
15/5/2019 · Dolo Cambronero

Aunque hasta hace cuatro años no había participado en política, entonces ya era conocida por su implicación en movimientos sociales como la plataforma en defensa de la sanidad pública, la Federación de Asociación de Madres y Padres de Alumnos y la lucha contra la violencia de género. Ahora María Ángeles García (Granada, 1955), jefa de la Sección de Neurofisiología del Hospital Virgen de la Luz de Cuenca, es la cabeza de lista de Cuenca en Marcha, candidatura de confluencia integrada por Podemos, Equo e Independientes, a la Alcaldía de Cuenca. “Me considero conquense y quiero mucho a esta ciudad”, dice de la capital, a la que llegó hace 33 años y a cuyos barrios asegura que les hace falta un plan de reforma integral. “No puede ser que estén así”, apostilla.

¿Cómo afronta la campaña electoral?

Salimos a ganar o, como mínimo, para ser claves y decisorios con otras fuerzas que permitan un cambio real en el ayuntamiento, que abra puertas y ventanas, se ponga al servicio de la ciudadanía, mejore los servicios públicos y sea más cercano a la población. Hay una expresión que se dice mucho en la calle y que define muy bien la situación: ‘Cuenca se muere’. Ha llegado el momento de aplicar políticas desde la ciudadanía que permitan darle una vuelta a Cuenca para revertir esta situación que no podemos mantener durante mucho más tiempo porque estamos en una situación crítica, como un paciente que está en la UCI. Yo formo parte de una candidatura de ciudadanos y ciudadanas que nos planteamos un cambio en el futuro de la ciudad. A la campaña electoral llegamos con un instrumento participativo y transversal: el programa participativo Cuenca, En Marcha!, el más ambicioso que se ha llevado a cabo en la ciudad.

¿Cómo se ha elaborado el programa?

Como organización política, decidimos no construir un programa sino abrirlo a la ciudadanía. Durante más de ocho meses, se han elevado 488 propuestas que han configurado este programa con el que vamos al ayuntamiento con voluntad y responsabilidad de cumplirlo. Si no lo hacemos así, nos marcharemos. Ese es el compromiso con la ciudadanía. Somos conscientes de que no se puede hacer todo porque estamos limitados por el tema presupuestario. Por eso, la ciudadanía también ha votado las propuestas que consideran más urgentes.

¿Qué diferencia a Cuenca, en Marcha! de otras formaciones políticas?

La diferencia fundamental es que hemos renunciado a hacer un programa más o menos participativo, como se ha hecho hasta ahora. Antes se consultaba con asociaciones, que elevaban propuestas que después la formación política incluía en su programa. Nuestra propuesta es más ambiciosa y ahonda más en la participación ciudadana puesto que hemos abierto un proceso en el que cualquier ciudadano podía participar. Las propuestas están transcritas tal cual, incluso algunas con faltas de ortografía. Nosotros lo que hemos hecho ha sido agruparlas en áreas y darle un cierto orden para que fuesen más comprensibles. Esto nunca se había hecho.

¿Cuáles son las necesidades más urgentes en Cuenca?

Las urgencias vienen definidas por la situación de la ciudad, que es catastrófica. Tenemos una ciudad sucia, envejecida, que pierde población a pasos agigantados, poco habitable, nada saludable, con falta de oportunidades y de futuro sobre todo para la gente joven, que se tiene que marchar porque no hay empleo. Frente a una ciudad que se muere, proponemos una ciudad viva, más sostenible, más justa, más democrática y participativa.

El programa se desglosa en tres apartados: Cuenca Limpia y Sostenible, Cuenca Viva y Activa y Cuenca Justa y Diversa. ¿Cuáles son las principales medidas?

Hay que hacer una reforma integral de los barrios, que están completamente abandonados y sucios. Arreglar las aceras, el alcantarillado, eliminar las pintadas en las paredes... Somos la tercera ciudad más sucia. Es el mérito del alcalde Mariscal. Hay barrios que están en una situación de urgencia que vienen arrastrando desde hace años. Ningún ayuntamiento, ni del PP ni del PSOE, lo ha abordado con un plan integral.

Y es necesario hacer una auditoría de la deuda porque tenemos un ayuntamiento endeudado, con 60 u 82 millones, según lo que se contabilice... [Risas]. Hay que hacer una auditoría para ver de dónde viene esa deuda, si hay responsabilidades... Es prioritario.

También hay que abordar un plan de empleo. Planteamos un plan estratégico municipal verde que permita crear empleo rehabilitando viviendas, por un lado, que sean más eficientes desde el punto de vista ecológico y de consumo energético y, por otro, para que las antiguas sean más accesible. También proponemos integrar el entorno urbano con el de la periferia de la ciudad. Eso generará trabajo.

También se plantea hacer un catálogo de todos los edificios que tiene el ayuntamiento porque no es normal que se alquilen locales mientras tiene propios que no utiliza. Hay que ver si esos locales se pueden poner a disposición de la ciudadanía para eventos culturales, para asociaciones... Hay que hacer también un catálogo de suelo industrial que se pueda ofertar a las empresas para que se ubiquen en Cuenca. Habría que discutir la oferta y el tipo impositivo que se les aplica.

Además, hay que reformar también la administración local. Es una de las prioridades. Hay que hacer una relación de puestos de trabajo, consolidar el empleo que sea necesario y ver las funciones de cada puesto. Poner orden en la administración para que tenga un buen funcionamiento. Además, para abrir puertas y ventanas, hace falta un reglamento para crear un portal de transparencia que permita conocer los contratos del ayuntamiento y en qué condiciones se hacen.

En el tema de la fiscalidad, planteamos bajar los impuestos de basura y agua, porque están inflados, y un descenso del IBI del 5%. Por otro lado, proponemos un impuesto para las viviendas turísticas y que la recaudación se dedique al mantenimiento del patrimonio. No se trata de subir los impuestos sino de gestionar mejor.

También hace falta recuperar los espacios fluviales urbanos y periurbanos en torno a los ríos Huécar, Júcar y Moscas. Hay que intervenir en los espacios, que están degradados en este momento, para darles un uso tanto turístico como deportivo y lúdico para todos los conquenses. No se puede tener un río en el que no se puede pasear a su alrededor.

En el apartado del transporte, ¿qué proponen?

Se han ido reduciendo líneas y los autobuses pasan con poca frecuencia. Se tarda menos en ir andando. También está el problema del transporte con la estación del AVE. Es un transporte muchas veces inexistente y descoordinado. Queremos plantear una ordenación del transporte con una línea circular, aumentando el servicio porque hay zonas, como la residencia de mayores, donde no llega el autobús. O barrios como la Fuente del Oro, con mucha gente mayor, donde no entra porque se eliminaron esas paradas. Si eso no se puede hacer con la empresa concesionaria, habrá que plantearse remunicipalizar el servicio para que sea de calidad y adaptado a las necesidades de los conquenses.

En relación al urbanismo, es necesario un plan, que está puesto en marcha, pero tiene que ser participativo y con un objetivo básico: conseguir una ciudad más sostenible y más compacta. Tenemos una ciudad dispersa y eso también tiene que ver con el transporte. No se puede llegar a todos los sitios porque resulta muy caro. Por eso la idea de remunicipalizar estos servicios. Aunque salga caro, es un servicio que hay que dar.

¿Qué plantean para el Casco Antiguo?

Hay que revisar el plan de accesibilidad. No ha funcionado el sistema de control con cámaras y hay que revisarlo. A corto plazo, podrían plantearse autobuses eléctricos, con una frecuencia mayor que permita un acceso más rápido tanto de los turistas como de los vecinos del casco. En Carretería, también queremos que se finalice de una vez por todas la peatonalización, adecuándola, poniendo árboles, bolardos...

¿Qué incluyen en el apartado de Cuenca Justa y Diversa?

En relación con la igualdad, en los premios deportivos del ayuntamiento no puede ser que la cantidad sea diferente para hombres y mujeres. Hay que revisarlo. También hay que fomentar los servicios sociales de ayuda a la mujer, la parte que es competencia municipal. Y hay que abordar planes de empleo para los jóvenes. Tenemos un campus pero no somos una ciudad universitaria. Parece que hay un compartimento estanco entre la ciudad y la universidad. Por ello, hay que establecer una sinergia mayor para rentabilizar la inversión que supone la presencia de los universitarios. Para eso, hay que darles oferta lúdica y también oportunidades de estudio. No solo con las bibliotecas sino con un aula de estudio del ayuntamiento con un horario más adaptado a sus necesidades. Y también hay que revisar las titulaciones para adaptarlas a las necesidades de empleo y las perspectivas de desarrollo de la ciudad. Se ha planteado Turismo, que está muy bien porque Cuenca tiene un gran potencial. Somos una Ciudad Patrimonio. Pero hay que plantearse otras ofertas con, por ejemplo, lo relacionado con los videojuegos y sus líneas de formación e investigación, que van a conformar la dinámica digital del siglo XXI. Ya perdimos la oportunidad con la formación de ingenieros agrónomos y forestales, que se marchó de Cuenca cuando realmente debería estar aquí porque somos la segunda provincia europea, con más recursos forestales. Tenemos que aprovechar las oportunidades para que los jóvenes no se vayan.

El empleo es una de las necesidades.

Planteamos medidas estratégicas como una mesa intersectorial para la despoblación que cuente con todos los agentes sociales. Es prioritario. Desde el ayuntamiento también hay que plantear una asesoría a pymes y cooperativas para que asesoren sobre venta online, comercio exterior, asesoría jurídica... para facilitar que las empresas se asienten. Y hace falta una campaña de divulgación de los beneficios para una empresa que se instale en la ciudad, y crear una zona integrada de desarrollo, que ya la hay a nivel de Castilla-La Mancha. El ayuntamiento es dueño de parte de la masa forestal de la Serranía de Cuenca pero está infrautilizada. Podría ser un ayuntamiento rico pero está endeudado y es pobre. A la empresa municipal que se dedica a la gestión de la madera hay que darle un impulso comercial y de investigación. Se ha instalado una empresa de pellet. Esto se podía haber hecho desde la perspectiva pública.

No se puede cambiar la ciudad si no participamos todos. No podemos seguir con una Cuenca abandonada, sucia y en la UCI.

¿Qué expectativas tienen el 26-M?

Salimos a ganar y si no, a ser una fuerza determinante para, junto con otras fuerzas, darle un cambio a esta ciudad. Hay nueve candidaturas, bastante para lo que es la ciudad. El voto va a estar muy disperso pero, a nivel local, la representación se distribuye de una forma más proporcional que en las elecciones generales. Queremos cambiar esta ciudad y darle un futuro que no tiene. Apostamos por una propuesta municipalista y transversal, que viene dada por el trabajo que hemos realizado con el programa participativo. Esperamos sacar unos buenos resultados. Nadie va a sacar mayoría absoluta por lo que habrá que trabajar para establecer consensos y acuerdos para que haya un bloque progresista que permita un cambio real. En esa línea trabajaremos después de las elecciones.

¿Se plantean así pactar con PSOE e IU?

Pactaremos con aquellas fuerzas que permitan un cambio real de la ciudad. Lo que no se puede hacer es mantener las políticas actuales, tanto del PP como del PSOE, que han sido un cáncer para esta ciudad porque se han basado en el amiguismo, el enchufismo, en la ocurrencia que ha conducido a un desgobierno y al despilfarro de dinero público. Véase el Bosque de Acero. Tenemos un ayuntamiento endeudado sin servicios públicos.

Al final no hubo acuerdo con IU para presentarse juntos a las elecciones.

Desafortunadamente, no hubo acuerdo de confluencia. En parte fue por el programa. Pero nosotros apostamos por una propuesta participativa. Aunque estoy segura de que llegarremos a acuerdos cuando estemos en el ayuntamiento.

Podemos ha caído a nivel nacional, quizás debido en parte a la llamada al voto útil que hizo el PSOE. ¿Podría ocurrir también en Cuenca en las municipales?

Creo que no va a pasar porque en las municipales se vota más a las personas y a las propuestas. Y la representación es mucho más proporcional al voto que en las generales. No creo que el voto de nuestra candidatura se vaya al PSOE, que tiene un candidato que fue el segundo de [Juan Manuel] Ávila, con la gestión municipal que todos conocemos. Yo animo a votar y le digo a la gente que mire los programas. Y también a la gente que va en esas candidaturas y si es cercana a los centros de poder. No se puede cambiar la ciudad si no participamos todos, no solo los políticos. No podemos seguir con una Cuenca abandonada, sucia y en la UCI.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información