Es noticia en Deportes: Fútbol Ayudas al deporte Fútbol Sala Universidad de Castilla-La Mancha Piragüismo Pádel Triatlón

El Vivo rompe su racha de victorias en un partido en el que mereció más (3-5)

El UDAF Afanión sale victorioso en el Sargal en un partido en el que el Vivo pudo ganar y el guardameta del UDAF lo impidió.
Alba Aspas
03/03/2024 - Alba Aspas

Tras cuatro victorias consecutivas, buscaba el Vivo acercarse más a la zona alta de la tabla ganando en casa al UDAF Afanión, pero la realidad es que un mal final de partido les ha quitado la victoria que merecieron desde el inicio. 3-5 en el marcador dejan al equipo tocado, 5º en la clasificación, pero tanto el equipo como la afición salen con la sensación de que el resultado debería haber sido otro porque pudo ganar y por mucho, pero se le escapó la victoria en el último momento.

Comenzaba el partido con el vivo vistiendo su segunda equipación contra un rival directo, el UDAF Afanión, séptimo en la clasificación, pero muy igualados a puntos y con el mismo objetivo, acercarse a la zona alta de la tabla.

Los azulones, -hoy de rosa- salieron muy bien, mandando en el campo, realizando recuperaciones de balón rápidas y durante los primeros 7 minutos sin apenas intervenciones de Mario en portería, el equipo estaba haciendo un gran trabajo. Sin embargo, los negrillos salieron nerviosos, muy intensos desde el banquillo, y el partido se convirtió en un intercambio de jugadas no apto para cardiacos.

El Vivo se gustaba y sacaban pases calmados, jugadas bien organizadas y de gran profundidad, y hacían robos de balón en el centro del campo que propiciaban lances de gol, no en vano, minuto 8 de partido, Jaime Jiménez robó el balón a Resta y entre él y Budia hicieron todo para que se pusiera en marcha el luminoso de los pies de Jaime.

Pero los de Albacete no amilanaban y el partido iba creciendo en intensidad, tan solo dos minutos después, a balón parado empató el UDAF, David García fue el encargado de hacerlo y, además, de darle muchos quebraderos de cabeza a la defensa conquense a lo largo del encuentro.

El guardameta del Afanión, Martínez, parecía que tenía un imán y todos los balones iban a él, hasta en 5 ocasiones salvó a su equipo. Primero entre Budia e Ivi, la única ocasión en la que Budia pecó de individualista, y decidió tirar, Martínez la bloqueó con el cuerpo, después entre Jaime e Ivi, recuperando balón en el medio del campo, se plantan solos ante el portero y vuelve el milagro Martínez. Y por último Budia lanza un disparo que vuelve a bloquear Martínez, el gol del Vivo tenía que llegar.

A falta de dos minutos para el descanso, 1 a 1 en el marcador y habiendo tenido hasta 4 oportunidades de adelantarse, a la 5 fue la vencida, Budia hizo el 2-1 para ir al descanso con un poco de tranquilidad, que falta hacía.

Si la primera parte no estaba siendo apta para cardiacos, de la segunda mejor ni hablamos, cuando solo habían pasado 8 minutos de partido ya llevábamos una tarjeta amarilla a Ivi, un disparo que paró Mario y un gol de los pies de David García para poner el empate en el luminoso.

Ante esta cantidad de estímulos, con un partido loco en el que se sucedían las jugadas de ataque por ambos equipos y los negrillos mejorando en su juego se pidió un tiempo muerto desde el banquillo conquense con el fin de poner calma al juego y bajar un poco las pulsaciones.

Había encontrado el UDAF el talón de Aquiles de los azulones, ya que por banda izquierda David García y Álvaro Castillo penetraban sin apenas esfuerzo para realizar lanzamientos a puerta que o bien salían desviados por poco o bien paraba Mario. Incluso, un lanzamiento a balón parado fue gol para los visitantes, pero a los ojos de los árbitros no entró y para ser justos, era casi imposible saber si había entrado o no, el balón rebotó en los tres palos y salió. Esta jugada le costó a Álvaro Castillo la primera amonestación.

Mario desde portería instaba a la afición a animar. Hacía falta la presión del público.

En una jugada de ataque del Vivo el balón salió de banda y para evitar que los locales sacarán rápido Castillo lanzó el balón a la otra banda, lo que le costó la segunda amonestación a él y otra amarilla al banquillo. No pudo aprovechar el Vivo la superioridad numérica durante los dos minutos en los que estuvo expulsado Castillo, pero lo intentó y mucho.

A falta de 3 minutos para finalizar el partido, un libre directo sacado con jugada ensayada entre Ivi, que amagó el disparo, y Peñu solo tuvo que empujarla al fondo de la red desde el lateral izquierdo 3-2

No iba a acabarse aquí la emoción del encuentro, el banquillo del UDAF con todo sacó al portero jugador y como ya habían tomado nota de por dónde llegaban con mayor facilidad, vuelve David García a empatar el encuentro. No se achicaron los de Manolo Moya, pero un error de Mario en portería propició el 3-4, no hay que olvidar que en el 3-2 faltaban 3 minutos para finalizar el partido y de repente, en minuto y medio, se iba perdiendo. Tras este gol ya poco pudo hacer el Vivo que salió con todo, portero jugador, lanzamientos desde lejos, luchas por cada balón incluso desde el suelo, todo lo que pudo hacer se hizo, pero los albaceteños, además de tener un santo bajo los palos, tenían puntería y en un disparo desde su primera línea de defensa hicieron el 5.


Etiquetas:

FS VivoCuenca