26 de Septiembre de 2022 Son las 15:11

Cuenca

Cuenca

Especial Semana Santa 2020

Se vive como se respira

Aprender a respirar con la técnica del “rebirthing” nos puede ayudar a liberar traumas y cambiar nuestra perspectiva de la vida

Se vive como se respira
Foto: Saludterapia
26/1/2020 · Gorka Díez

Respirar, ya sabemos, es imprescindible para vivir. Lo hacemos todos los días y continuamente. Pero, ¿respiramos bien? Probablemente no todo lo bien que podríamos, sobre todo en situaciones de nervios y de estrés o cuando corremos, subimos unas escaleras o hacemos cualquier otro tipo de ejercicio. Pero, incluso, cuando estamos en reposo.

“En general, respiramos muy poquito, con apenas entre el 20 y el 40 por ciento de nuestra capacidad pulmonar. Y ello se debe a que bloqueamos el sistema respiratorio a lo largo de nuestra vida por las experiencias emocionales negativas que reprimimos: vivimos con miedo y respiramos con miedo”, apunta Paz López, que desde 2012 imparte en Cuenca sesiones de la técnica “rebirthing” o “respiración consciente conectada”, que, creada en los años sesenta del pasado siglo por el estadounidense Leonard Orr, busca que la gente sea consciente de su respiración y aprenda a respirar bien y libremente, sin bloqueos de ningún tipo, y ello le ayude a sentirse bien consigo misma y con su entorno.

Para respirar adecuadamente, cuenta Paz, primero tenemos que conectar con quienes somos realmente, dejar atrás posibles traumas que pueden llevar años acompañándonos, las mentiras que en ocasiones nos hacemos a nosotros mismos y a los demás, nuestros temores, nuestra falta de autoconfianza.

A ello añade otras cuestiones más concretas, y que pueden afectarnos hasta hacer nuestra vida insoportable, como desempeñar un trabajo que no nos gusta, convivir con una pareja con la que no terminamos de congeniar, sufrir por los problemas económicos que podamos tener para llegar a fin de mes o tener miedo a que nuestros padres desaprueben el camino que nos gustaría tomar; factores todos ellos que nos hacen “desconectar de nosotros mismos” y nos impiden ser felices.

Ante esta situación, lo que el “rebirthing” pretende es que “volvamos a conectar con nuestra esencia, con quienes somos realmente, que cambiemos las creencias limitantes por otras que nos aporten confianza, seguridad en la vida y en nosotros mismos, lo que equivale a renacer”.

Repirar bien nos permite volver a conectar con quienes somos realmente”

UNA CUERDA DE NUDOS

Paz pone el ejemplo de una cuerda llena de nudos: cada nudo es una experiencia negativa que bloquea nuestra respiración y, con ello, nuestra forma de ser y de vivir, nuestras emociones. “Con la práctica del “rebirthing” vamos desatando esos nudos gracias a que en las sesiones trabajamos los tres niveles que conforman al ser humano: cuerpo, a través de la respiración; mente, con el trabajo de pensamiento creativo; y el espíritu con la psicología espiritual, esa conexión con nuestro ser, lo que somos, el propósito de nuestra vida”.

Otra ventaja del “rebirthing” es que aprendes a realizar la práctica sin la necesidad de ser acompañado por un renacedor, por lo que para el usuario se convierte en una valiosa herramienta que puede utilizar siempre que quiera, pudiéndola practicar cada día si así lo desea.

Además, cuenta Paz, una buena respiración ayuda a otras cuestiones como a mejorar el color y el tono de la piel por la eliminación de células muertas, reducir la fatiga muscular y el dolor en las articulaciones, dormir y hacer bien la digestión, relajar el sistema nervioso, eliminar la ansiedad o disminuir la presión arterial.

Con entre diez y doce sesiones de media durante cerca de tres meses se pueden conseguir los objetivos pretendidos y aprender a respirar. “Es un tiempo durante el que tu perspectiva puede cambiar completamente. Al respirar, todos esos problemas se integran y resultan más suaves, fluidos. Uno puede replantearse su trabajo, su pareja, sus amigos, y cambiar si considera que lo que está ahora mismo realizando no está en coherencia con sus valores: respiras y la magia se produce”. Eso sí: “has de hacerlo tú mismo, nadie puede hacerlo por ti”.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información