Es noticia en Cultura: Estival Festival de Novela Negra Casas Ahorcadas

El Museo de Cuenca incorpora a sus fondos un puñal y una alabarda de la Edad del Bronce

Se empleaban en el ámbito doméstico como un elemento simbólico que significaba tener un estatus social alto
Fotos: Paula Montero
23/01/2024 - Paula Montero

En el marco de la actividad ‘Novedades en el Museo de Cuenca’, una alabarda y un puñal de la Edad del Bronce se pueden visitar desde este martes en una zona destaca de este espacio, pero dentro de unas semanas, entrarán a formar parte de la exposición permanente del mismo para que puedan ser apreciadas por toda la ciudadanía.

Las piezas, que pertenecen a la Prehistoria, son “excepcionales” porque hasta ahora no había ninguna de este tipo en la colección del museo, tal y como ha señalado su director Miguel Contreras, durante la presentación en la que ha estado acompañado por  el delegado de Cultura, Gustavo Martínez; la coordinadora de Cultura de la Junta, Yolanda Rozalén, y un representante del Seprona.

El puñal y la alabarda se pueden encuadrar cronológicamente en el periodo conocido como Bronce de la Mancha, que se desarrolló entre los años 2.300 y 1.500 a. C.  

Su estado de conservación es óptimo y se empleaban en el ámbito doméstico como un elemento simbólico que significaba tener un estatus social alto.

En cuanto al hallazgo de las piezas, el puñal fue incautado por el Seprona en una zona cercana a Pajaroncillo, mientras que la alabarda fue donada al museo por un ciudadano que la encontró en Villarejo-Periesteban.

El Museo tiene alrededor de 2.000 piezas expuestas pero la magnitud de los fondos es mucho más grande. De ahí que sea necesario acometer una rehabilitación arquitectónica de las instalaciones para ampliar espacios e incrementar el espacio expositivo, tal y como se explica en el proyecto redactado por el Consorcio Ciudad de Cuenca.

VISITANTES

El delegado de Educación, Cultura y Deportes, Gustavo Martínez, ha destacado durante la presentación que las visitas al Museo de Cuenca se han visto incrementadas cerca de un 30% en el último año, ya que han pasado de recibir 18.000 personas a 23.000.

En este sentido, con el objetivo de seguir mejorando la experiencia del visitante, el Museo de Cuenca ha editado un tríptico en cuatro idiomas –castellano, ingles, francés y alemán– que ya está disponible para ser consultado.