8 de Marzo de 2021 Son las 10:08

Cultura

Cultura

Especial Semana Santa 2020
Belén San Isidro

El Belén de San Isidro incorpora este año efectos de luz y sonido

La ermita abre su recreación del nacimiento de Jesús, con más de un millar de figuras y una superficie de 20 metros cuadrados

El Belén de San Isidro incorpora este año efectos de luz y sonido
Fotos: Saúl García
6/12/2020 · Dolo Cambronero

El niño que llora, una oveja que bala, los perros que ladran… Estos son algunos de los sonidos que se podrán escuchar este año en el IV Belén Tradicional de la Hermandad de San Isidro Labrador (Vulgo de Arriba), que incorpora esta edición como novedad un aparato que ofrecerá tanto efectos de sonido como de luz ya que también simulará la iluminación del amanecer, el día, el atardecer y la noche.

Como es tradición, el belén abre sus puertas en la ermita -situada en el cementerio del siglo XVIII en el que yacen figuras como Fernando Zóbel o Antonio Saura, entre otras personalidades- este domingo 6 de diciembre, a las 13:00 horas, y permanecerá hasta el 7 de enero, aunque este año estará condicionado por la pandemia, que ha obligado a establecer un protocolo para prevenir contagios de Covid-19.

MEDIDAS DE PREVENCIÓN


“Nos encontramos en un año muy complicado por la pandemia pero no podemos olvidarnos de las Navidades, aunque cumpliendo con todas las medidas de prevención”, apunta Carlos Peñuelas, artífice, junto a su pareja, Yasmina Buedo, de esta recreación del nacimiento de Jesús que echó a andar hace cuatro en la ermita de San Isidro Labrador y que también cuenta con la ayuda del belenista Félix Soriano.

"Carlos Peñuelas, Yasmina Buedo y el belenista Félix Soriano hacen posible el belén de la Hermandad de San Isidro Labrador

Carlos anima a los conquenses a acercarse a visitar este belén en la ermita de San Isidro Labrador (Vulgo de Arriba), lugar desde el que, además, se puede disfrutar de unas vistas espectaculares de la capital. Eso sí, si Cuenca continúa con medidas de Nivel 3 debido a la situación sanitaria -se revisan este viernes 4-, el aforo estará bastante limitado: a solo tres personas, subiendo a seis en el caso de que se trate de convivientes. Tal y como recomiendan las autoridades sanitarias para prevenir contagios, en el espacio habrá gel hidroalcohólico y será obligatorio el uso de mascarilla y guardar una distancia de seguridad, tanto dentro como fuera.

Más de mil piezas dan vida a este belén que ocupa una superficie de unos veinte metros cuadrados y que recrea concienzudamente los diferentes escenarios que rodean al nacimiento de Jesús. Además de los nuevos efectos de sonido y de luz que enriquecerán aún más el espacio, como novedad, este año se ha incorporado también un arco de gran tamaño que da entrada a una escena de desierto. “Es muy bonito y está hecho al detalle”, subraya.

DOS MESES DE MONTAJE
“Llevamos dos meses montando pero estamos prácticamente todo el año trabajando en el belén. En cuanto lo desmontamos al acabar la Navidad, empezamos ya a pensar y coger ideas para el siguiente”, reconoce.

Carlos, que tiene 34 años, es miembro de la Hermandad de San Isidro Labrador (Vulgo de Arriba) desde pequeño dado que su familia se ocupaba del mantenimiento de esta ermita-cementerio, tarea que ahora desarrolla él. Hasta hace cuatro años, el joven y Yasmina solo habían montado los típicos y pequeños belenes domésticos pero un día se les ocurrió la idea de ir más allá y se animaron a dar vida a un Nacimiento de mayor envergadura.
Y fue así como empezó a fraguarse este belén que ha ido creciendo poco a poco pasando de las apenas 200 figuras con las que contó en su primera edición al millar que tendrá en su cuarta. Los dos primeros años, fueron solo Carlos y Yasmina los que se ocuparon de ir conformando este Nacimiento aunque en los dos últimos, han contado también con la ayuda del belenista Félix Soriano, que aporta ideas y enseña a estos dos jóvenes a dar forma a las figuras.

Más de 2.000 personas visitaron el año pasado el belén, que ganó uno de los premios del concurso del Ayuntamiento

FINANCIACIÓN
Además de ceder el espacio en el que se instala el belén, la Hermandad de San Isidro Labrador colabora con esta iniciativa con una pequeña aportación económica que ayuda a que esta recreación del nacimiento de Jesús sea posible aunque la mayor parte de las figuras y estructuras artesanales que forman parte de este belén han sido financiadas por esta joven pareja a lo largo de estos años.

Para Carlos, uno de sus rincones favoritos del belén es una calle “muy bonita” que se ve entre dos arcos aunque también añade que “desde el arco nuevo también se ve una buena vista”.

Aunque es previsible que este año la pandemia de Covid-19 pueda influir, a la baja, en el número de personas que se acerquen hasta el belén dadas las limitaciones de aforo, cabe recordar que, en la edición pasada, más de 2.000 personas visitaron este Nacimiento en la emblemática ermita.
El buenhacer de Carlos, Yasmina y Félix se vio recompensado el año pasado en el concurso de belenes que se organiza durante la Navidad en la capital de manos de la Concejalía de Festejos del Ayuntamiento de Cuenca, habiéndose alzado el Nacimiento de la Hermandad de San Isidro Labrador con el primer premio en la modalidad de entidades religiosas.

HORARIO


Los interesados en visitar el belén podrán hacerlo de lunes a viernes, en horario de 16:00 a 19:00 horas, y sábados, domingos y festivos, de 11:00 a 14:00 y de 16:00 a 19:00. Estos días, en la ermita de San Isidro Labrador se dan los últimos retoques para que todo luzca a la perfección este domingo para su inauguración.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información