CAMPAÑA PEQUEÑO COMERCIO DIPUTACIÓN CUENCA
Es noticia en Cuenca: Solidaridad Sumitomo tabaco ToroVerde Cruz Roja Cuenca Pleno Ayuntamiento Cuenca Mayo 2024 Medio Ambiente Cáritas Cuenca Castilla-La Mancha es Moda
Energías renovables Cuenca

Arranca el proyecto del Centro de Investigación de Hidrógeno Verde

Diputación espera contar con los permisos necesarios para iniciar las obras en un periodo de entre seis y nueve meses
Arranca el proyecto del Centro de Investigación de Hidrógeno Verde
Acto de presentación del centro de investigación de hidrógeno verde en Diputación. Foto: Saúl García
16/02/2023 - Miguel A. Ramón

El proyecto del centro experimental en producción de energías renovables, impulsado por la Diputación y que se ubicará en el futuro Parque Científico y Tecnológico de Economía Circular de Los Palancares, ha iniciado este jueves su andadura con la realización ante el Ayuntamiento de la capital de los trámites pertinentes para la obtención de la licencia municipal de obras. 

Una tramitación que, tal y como ha avanzado el presidente de la Diputación Provincial de Cuenca, Álvaro Martínez Chana, durante la presentación oficial del proyecto, se espera que se dilate entre seis y nueve meses, por lo que a partir de ese momento podrían comenzar las obras de construcción de este centro de investigación de hidrógeno verde. 

No en vano, según ha precisado Roberto Campana, técnico e investigador principal del Plan Complementario de Energías de Hidrógeno Verde, paralelamente a las gestiones ante el Consistorio de la capital, se pretende acometer los trámites medioambientales exigidos; todo ello conscientes de que el proyecto tiene como fecha límite de finalización el mes de septiembre de 2025.

 

AMBICIOSO PROYECTO

Y es que este centro de investigación de hidrógeno verde a instalar en Cuenca se enmarca dentro de un proyecto nacional de energías renovables, en el que, en palabras del director general de Universidades e Investigación del Gobierno regional, Ricardo Cuevas, el Ministerio de Ciencia colabora por primera vez con una decena de Comunidades Autónomas, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y otras entidades, como la Diputación Provincial de Cuenca, la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) o el Centro Nacional de Hidrógeno de Puertollano.

Un proyecto nacional enfocado a dar solución a las diferentes “patas” de la cadena de valor del hidrógeno que está dotado con 90 millones de euros, de los que 10 se destinarán a Castilla-La Mancha y de ellos en torno a 3,5 irán a parar al centro conquense, cofinanciados entre el Ministerio y el Gobierno castellanomanchego. 

Todo un ejemplo de colaboración institucional a todos los niveles, en opinión del director del Centro Nacional de Hidrógeno y Pilas de Combustible, Emilio Nieto, quien, además, ha llamado la atención sobre el hecho de que esta futura planta-piloto vaya a dar cobertura energética al resto de empresas e instituciones del Parque Científico y Tecnológico, que podrán utilizar el biogás generado por esta instalación como combustible limpio.

Este centro experimental en producción de energías renovables ocupará en torno a 5.000 metros cuadrados dentro de una parcela de 30.000 y, según Campana, llevará consigo la contratación directa de en torno a 15 trabajadores, a lo que se sumará la formación y la capacitación de personal.

 

DETALLES 

Consiste en la puesta en marcha de una planta de digestión anaerobia para la producción de biogás a partir de residuos agroforestales (podas, etc.) y agroindustriales (bodegas, almazaras, queserías, empresas del champiñón, etc.).

Acto de presentación del centro de investigación de hidrógeno verde. Foto: Saúl García

En concreto, podrá generar 300 metros cúbicos por hora de biogás, lo que implica una capacidad de tratamiento de unas 30.000 toneladas de residuos al año, según ha explicado el investigador principal.

Pero este centro no se quedará exclusivamente en esto y, tal y como ha agregado Campana, también se llevará a cabo una investigación puntera para enriquecer ese biogás a biometano, de tal manera que ya se pueda utilizar como biocombustible para vehículos, calefacciones, industrias, etc., a lo que se sumaría, a partir de ahí, la implementación de una solución innovadora para la producción de hidrógeno verde.

La planta contará con un receptor de material, un edificio para el personal del centro con zona de reuniones, comedor y servicio, una balsa de recepción de residuos y otra para el mezclado previo al digestor, a lo que se sumará un digestor primario y otro secundario. 

El proyecto también recoge otras infraestructuras como un centro de transformación, otro de desulfurización y upgranding, otro punto de inyección de biometano y una instalación fotovoltaica con módulos sobre el suelo de capacidad pico de 200 kW, para autoconsumo eléctrico.

Completarán las instalaciones una nave de hidrogeno y valorización del CO2 de I+D con hidrógeno renovable, nave para valorización de CO2 + hidrógeno y productos de valor añadido de 22 metros de largo por 11 m de largo, con una superficie de 242 m2.

 

 PROYECTO INNOVADOR

“Estaríamos hablando –ha concretado Campana– de fomentar la capacidad de producción de biogás y ver soluciones de I+D, porque no tenemos que perder de vista que, además del Centro Nacional del Hidrógeno y la Diputación, también está involucrada la UCLM, y estamos trabajando en la incorporación de otros centros de investigación”.

En definitiva, insistía, se trata de un proyecto innovador centrado en la economía circular, donde se pretende valorizar residuos, a los que muchas veces sería difícil darles salida, mediante su transformación en biocombustible u otros productos de valor añadido.

Para el presidente de la Diputación, este proyecto situará a Cuenca en el mapa energético nacional, ya que, a su juicio, no hay que olvidar que “será una de las sedes en las que se investigue y dé una segunda vida a esos subproductos para generar energía, de tal manera que esta tecnología pueda servir para que las plantas de hidrógeno verde puedan instalarse en la provincia y, de esta forma, generar empleo, que sería el fin último del proyecto”.

Y es que, en su opinión, no hay que olvidar la ubicación de esta planta-piloto en el Parque Científico y Tecnológico de Economía Circular de Los Palancares, “un proyecto vital para el futuro de esta tierra, que contará con más de 800.000 m2 de superficie, de los cuales 600.000 serán aprovechables y que girará en torno a la economía circular, la biomasa forestal y el aprovechamiento de los subproductos agroforestales; todo ello con la investigación y la innovación como razón de ser”.