15 de Octubre de 2019 Son las 19:22

Entrevistas

Entrevistas

Especial Semana Santa 2019
Álvaro Martínez Chana

“El eje sobre el que tenemos que hacer girar nuestra política es el ciudadano”

La toma de posesión del que será el próximo presidente de la Diputación está prevista para el próximo jueves, 4 de julio

Imagen principal de la noticia
Foto: Saúl García
30/6/2019 · C.I.P.

Con responsabilidad e inquietud pero con mucha ilusión por dar un giro a las políticas de la Diputación Provincial de Cuenca para generar acciones capaces de devolver la esperanza a la provincia para frenar la despoblación. Así es como afronta Álvaro Martínez Chana (Almonacid del Marquesado, 1979) la nueva etapa que comienza como presidente de la Diputación de Cuenca.

Un cargo para el que a propuesta de la Ejecutiva Provincial del PSOE, era elegido por aclamación en el Comité Provincial del PSOE. Su prioridad, dice, es atender las necesidades perentorias que tienen en su día a día los ciudadanos de la provincia y, con la colaboración de todas las administraciones, trabajar de su mano para alcanzar un futuro mejor para los pueblos de la provincia y para la capital.

P. Todos los alcaldes y concejales electos entran dentro de las posibilidades de ser elegido como presidente de la Diputación, pero, ¿en su caso lo esperaba?

R.-La verdad es que no. Es verdad que en otras épocas sí he estado muy involucrado ocupando la vicesecretaría o como secretario general de las Juventudes Socialistas pero ahora estaba muy centrado en mi trabajo y en mi pueblo y la verdad es que ha sido una auténtica sorpresa.

P.-¿Cómo encajó la propuesta y cómo asume el reto?

R.-Al principio no acabas de asimilarlo pero después muy contento y orgulloso aunque también con dudas. Comienza una nueva etapa y, como siempre ocurre cuando se emprende un nuevo camino, te asaltan inquietudes. Pero sobre todo asumo el reto con mucha responsabilidad y también con mucha ilusión porque este puesto me va a permitir trabajar por algo que me gusta mucho que es el desarrollo de los pueblos de esta provincia.

P.-La situación en este caso no deja de ser un gran reto por la despoblación que afecta a la mayoría....

R.-Sí. Es un gran reto y también una prioridad, puesto que en muchos casos se está en una situación crítica. Es una situación que no viene de hace un día ni de un año ni de dos, la provincia lleva tiempo perdiendo población y nuestros pueblos, y así nos lo dicen los censos del INE que nos da el Ministerio, se están vaciando y es urgente intervenir para frenar esta sangría.

¿Qué es lo que hay que hacer para poner ese freno?

Creo que en provincias como la nuestra donde no hay un tejido industrial y empresarial potente deben ser las instituciones las que pongan los primeras terapias de choque para que se creen las acciones oportunas, tanto desde la ciudadanía como desde el tejido empresarial, para que sea la iniciativa privada la que ocupe ese lugar y de alguna forma se pueda revertir la situación.

Desde luego no es fácil, llevará tiempo y mucho trabajo pero creo que se puede conseguir y hay ejemplos de ello. Eso sí, tenemos que estar todas las administraciones. La Diputación, lógicamente porque es la máxima institución a nivel provincial pero hay que hacerlo, en primer lugar de la mano de los ayuntamientos, que son las administraciones más cercanas, las que prestan servicios y atienden al ciudadano en primera instancia; y en segundo lugar de la mano de la Junta de Comunidades, y también de la administración general del Estado. Creo que si todos vamos de la mano y remamos en la misma dirección podremos hacer cosas importantes para, de alguna forma, paliar la situación.

Hemos pasado unos años en los que en esta provincia solo se hablaba en negativo y al final ha quedado esa resignación de que estamos abocados a que desaparezcan muchos pueblos. A eso hay que darle la vuelta"

P.-¿Cómo sería esa terapia de choque?

R.- Abordar este problema no puede hacerse desde un solo punto de vista ni desde una sola perspectiva. El empleo es una condición necesaria pero no suficiente, como también ocurre con los servicios. Es decir, nos encontramos con muchísimos pueblos en los que se prestan servicios –mejorables tanto desde la administración provincial y regional, sí– pero en los que vemos que la gente se va. Y pueblos donde hay trabajo y aún así, por desgracia, también vemos que la gente se va. Con lo cual son dos condiciones que son necesarias pero no suficientes y ahí es donde está el trabajo importante que hay que desarrollar.

Yo creo que tenemos que mentalizarnos, creer en nosotros mismos y empezar por poner a Cuenca en positivo. Hemos pasado unos años en los que en esta provincia solo se hablaba en negativo y al final ha quedado esa resignación de que estamos abocados a que desaparezcan muchos de los pueblos. A eso hay que darle la vuelta. La gente tiene que empezar a concienciarse de que es posible vivir en esta provincia, o en la capital, que también padece estos años una pérdida de población. Ese cambio de mentalidad es fundamental para frenar la despoblación y motivar también que la gente regrese. Esa es una labor de todos y en ello estaremos. Lo primero es atender lo prioritario y generar esa esperanza.

P.-Decía en su discurso tras ser elegido que su prioridad serán las personas...

R.-Claro, va en línea con lo anterior. Las inversiones que realice la Diputación en cooperación con los ayuntamientos tienen que pensar muy mucho en el desarrollo potencial de los pueblos donde se van a llevar a cabo. Las Piedras están muy bien, nuestro patrimonio tenemos que cuidarlo y protegerlo todos pero hay que planificar y pensar primero cómo abordar los principales problemas que tienen los ciudadanos en el día a día, con lo cual el eje sobre el que tenemos que hacer girar nuestra política es el ciudadano; el ciudadano que necesita trabajo, que necesita servicios, que necesita la atención de su ayuntamiento, y que necesita la atención de la Institución provincial para que, en la medida de lo posible, pueda tener todo eso.

Lógicamente no se va a poder hacer todo en estos cuatro años pero creo que teniendo claras cuáles son esas prioridades y sabiendo que debemos centrarnos en esas necesidades imperiosas que tiene la gente, pues empezaremos a cambiar el rumbo.

P.- ¿Entre esas prioridades está el Servicio de Bomberos? ¿Habrá más parques?

R.- Es verdad que esta semana estamos viendo noticias bastante preocupantes sobre la situación en la que se encuentra el Servicio Provincial de Bomberos. Hay que planificarlo y para eso lo primero que hay que hacer es ver en qué situación nos ha dejado el PP todo lo relacionado con los bomberos y sentarnos con el personal y los sindicatos para planificar el servicio entre todos.

Si algo nos va a caracterizar va a ser diálogo, diálogo y diálogo, y si no se resuelve habrá más diálogo. No se puede trabajar de espaldas al personal de la Diputación, es fundamental ir de la mano con los trabajadores de la casa en esa planificación que tendremos que abordar de forma urgente una vez que hayamos tomado posesión. Eso es algo que por nuestra parte tenemos claro, más allá de la situación en la que nos vamos a encontrar tanto este servicio como otros que están también con problemas.

P.-En ese diálogo supongo que también entra el Ayuntamiento de Cuenca...

R.-Por supuesto, creo que es fundamental hablar y entendernos como hasta hace unos años ambas administraciones se habían entendido. Eso es algo prioritario, lo incomprensible es que no se haya producido en estos últimos ocho años. Y lógicamente también hay que pensar en esas áreas de población más alejadas de los parques actuales como La Serranía o La Alcarria que con esta situación se han visto muy perjudicadas, como también La Mancha. Ese es un problema que hay que atajar, con diálogo, planificación y contando con los principales actores, que son los bomberos.

P.-¿Cómo define a su equipo?

R.- Teniendo claro que en el PSOE hay cientos de alcaldes y concejales que tienen una valía más que constatada, creo que se ha elegido a 13 diputados y diputadas muy equilibrados en el sentido de que se aúna mucha experiencia en gestión pública, tanto municipal como provincial y autonómica, con juventud, pero eso no quiere decir inexperiencia puesto que detrás hay muchas horas de trabajo y mucha formación. Creo que esa combinación va a hacer que esta nueva Corporación dé el ciento diez por ciento. Es un equipo humano del que estoy muy contento y plenamente convencido de que vamos a llevar a cabo las tareas que nos han encomendado tanto los ciudadanos como nuestro propio partido de una forma eficaz, sobre todo para que redunde en beneficio del ciudadano.

P.-El panorama se presta, tanto por la mayoría en el Gobierno como por la unidad de color en las distintas administraciones...

Sí. El trabajo en coordinación con la Junta va a ser constante y desde el primer minuto. No puede ser de otra forma, las administraciones no pueden mirar cada una para un lado. Tenemos que remar en la misma dirección, que es lo que nos piden los ciudadanos; que trabajemos por y para ellos, en beneficio de nuestros pueblos y de nuestra capital. Y en esa labor es fundamental que la cooperación entre administraciones funcione, y en este caso estoy convencido de que va a funcionar y muy bien.

logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información