17 de Julio de 2018 Son las 9:55

Cuenca

Cuenca

Especial Día de la Mujer 2018
Vivienda

La demanda de vivienda aumenta pero lejos del ‘boom’ inmobiliario

Viviendas de reciente construcción de unos 130.000 euros en zonas como Villa Román y muy antiguas de unos 50.000 euros pero en el centro, entre lo más demandado

Imagen principal de la noticia
Fotos: Saúl García
6/7/2018 · Gorka Díez

Aunque de forma tímida, sin grandes alardes ni aproximarse ni de lejos al incremento del 48,7 por ciento en la venta de viendas registrado en abril en el conjunto de Castilla-La Mancha, el mercado inmobiliario conquense se va recuperando de los años más duros de la crisis económica, cuando los precios se desplomaron y ni eso hizo que la demanda se mantuviera como consecuencia de la inseguridad en el empleo y la bajada generalizada del poder adquisitivo.

Parejas jóvenes, de en torno a los 30 años de edad, que durante los últimos años esperaron a que se estabilizara tanto el precio de la vivienda como su situación laboral, conforman el principal perfil de demandantes de pisos en Cuenca junto a personas más mayores con algunos ahorros que prefieren invertir en vivienda a dejar el dinero en el banco con la esperanza de que el precio vuelva a incrementarse próximamente. Aunque para esto último, de momento, toca seguir esperando.

“La demanda no es que se esté saliendo como dicen que ocurre en Madrid, pero sí podemos hablar de una cosa estable, normal, de reposición lógica”, considera Tomás Vieco, de la Inmobiliaria Vieco de la capital.

Entre el 90 y el 95 por ciento de las viviendas que se ofrecen son, eso sí, de segunda mano, al no haberse construido prácticamente nada en la última década (las últimas promociones se concluyeron hace unos ocho años el Cerro de la Horca, donde precisamente se está terminando de construir un nuevo inmueble) y Cuenca no es una ciudad en la que los bancos se quedaran en propiedad con muchos pisos durante la pasada época de la burbuja inmobiliaria.

Pero muchas de estas viviendas a la venta han sido muy poco o prácticamente nada habitadas, por lo que en general se encuentran en perfecto estado, además con comodidades que no ofrecen muchos pisos excesivamente antiguos como ascensor y, sobre todo, garaje.

"Es un momento para comprar excepcionalmente bueno. La gente que viene de fuera se asombra de los precios que tenemos”

Las parejas de jóvenes que quieren acceder a su primera vivienda suelen elegir entre dos alternativas: adquirirla de reciente construcción y tres o cuatro dormitorios con garaje en zonas como Villa Román, donde se pueden encontrar inmuebles a partir de 100.000 euros, o decantarse por una de más antigüedad en zonas más céntricas como Los Moralejos, Paseo de San Antonio, La Paz o Camino Cañete, donde hay bastante variedad de pisos de tres o hasta cuatro habitaciones por entre 40.000 y 60.000 euros, en muchos casos sin ascensor pero reformados o donde se puede entrar a vivir con una reforma mínima.

“Todo depende de las posibilidades de cada uno”, apunta Martín Romero, de Inmobiliaria Romero.

Foto: Saúl García

ALGUNOS EJEMPLOS

Según informan en Inmobiliaria Vieco, una vivienda en muy buen estado de tres o cuatro habitaciones, de entre 70 y 75 metros útiles y con ascensor y garaje, se puede encontrar por unos 130.000 euros en zonas como Villa Román como precio medio, aunque la cifra sube en viviendas más lujosas como el residencial Buenavista, donde se superan los 230.000 euros. Y aunque la oferta es más escasa, el mercado inmobiliario conquense ofrece también chalés adosados cuyo precio supera los 300.000 euros.

Con respecto a los años de la burbuja, en Vieco aseguran que hay viviendas que han podido abaratarse entre un 50 y un 60 por ciento. En el caso de las más caras, la reducción oscila entre un 30 y un 40 por ciento.

En Inmobiliaria Romero apuntan que las únicas viviendas que se han encarecido en los últimos años son los residenciales con piscina. La razón: que quedan pocos. Pero el resto, una vez superada la crisis, se mantienen, siendo en general “bajos”, lo que unido a unos tipos de interés también bajo mínimos hacen que sea “un gran momento para comprar: en cuanto se pueda disponer de un porcentaje pequeño para la entrada, es mucho más económico que pagar un alquiler”.

“La verdad es que es un momento para comprar excepcionalmente bueno en el que se pueden encontrar cosas muy interesantes en función de lo que se busque. La gente que viene de fuera se asombra de los precios que tenemos”, comparte Vieco.

ZONA CENTRO

En inmobiliaria Eurolar disponen sobre todo de una amplia oferta de viviendas en la zona centro. Y también reconocen que la demanda ha aumentado con respecto a la crisis. “No es que se venda mucho pero, como la situación estaba tan mal, desde el año pasado sí se ve más movimiento”, apunta Pedro Romero Sequí.

Además, destaca que los precios se han abaratado bastante. “Antes era fácil ver viviendas en Carretería por encima de los 400.000 euros y ahora no llegan a 300.000. Y también se pueden encontrar viviendas a partir de 80.000 en zonas como el Pozo de las Nieves o Camino Cañete y de 50.000 en La Paz”.

Las que tienen más complicado encontrar comprador son aquellas antiguas que necesitan mucha reforma, algo a lo que pocos se animan. El hecho de que la oferta existente en la capital sea tan elevada (según datos del Ayuntamiento al inicio de la legislatura había 5.000 viviendas vacías y otras 5.000 segunda residencia) lleva a que no todo se pueda ahora mismo vender.

En cuanto a vivienda nueva, en Inmobiliaria Romero entienden que se volverá a construir en cuanto haya demanda, algo que “se regulará solo. Suelo disponible y preparado hay, pero para que sea negocio las constructoras tienen que contar con el respaldo del banco y tener un porcentaje importante vendido para poder afrontar el proyecto sin riesgos”. Así que toca esperar.

El precio medio en la provincia por 3 habitaciones ronda los 80.000 euros

Basta navegar por alguno de los portales de venta y alquiler de viviendas de Cuenca capital y provincia para darse cuenta de la gran oferta existente y de la variedad tanto de inmuebles y ubicaciones como de precios.

En el caso de la capital, se pueden encontrar desde inmuebles de tres dormitorios en la zona centro por 64.000 euros hasta los 300.000 que se piden por un dúplex de cinco dormitorios también en el centro pasando por los 45.000 de un dúplex de dos dormitorios reformado en San Antón, los 69.000 de una casa de dos dormitorios en Tiradores, los 120.000 de un pequeño apartamento de reciente construcción en el Casco Antiguo, los 125.000 de un piso de cuatro dormitorios en Fuente del Oro o los 155.000 de un ático de dos habitaciones en una urbanización próxima a La Hípica.

Incluso existen viviendas de tres o hasta cuatro habitaciones con más años a sus espaldas, ya sin garaje ni ascensor, pero que rondan los 50.000 euros, cantidad que marca un poco el precio mínimo pero a partir de la cual se puede encontrar un buen número de inmuebles hasta los citados 130.000.

EL RESTO DE LA PROVINCIA

En el caso de la provincia, en Tarancón se pueden encontrar pequeños inmuebles, de en torno a 40 metros cuadrados, recientemente reformados, por entre 26.000 y 34.000 euros en las calles Avenida Rey Juan Carlos Primero y Cedazo, respectivamente, y pisos de 96 metros cuadrados, dos habitaciones y dos baños en el residencial La Rosa por 70.000. También hay viviendas de cuatro habitaciones y dos baños por 100.000 euros en calles como General Emilio Villaescusa o Antonio Machado.

En Motilla del Palancar hay una gran variedad de posibilidades, con pisos de tres habitaciones sin ascensor a partir de 40.000 euros hasta chalets adosados a partir de 140.000, aunque el precio medio de pisos de tres habitaciones ronda los 80.000 euros.

A partir de 20.000 euros se pueden encontrar viviendas de grandes dimensiones, en torno a 150 metros cuadrados, en localidades como El Pedernoso, y por entre 70.000 y 80.000 se ofrecen varios chalets adosados de tres habitaciones en Sisante.

En Quintanar del Rey también hay muchísima variedad, con viviendas de tres habitaciones a partir de 29.000 euros y de cuatro por cerca de 80.000 euros, siendo esta última la cifra más preponderante, aunque pisos más lujosos pueden alcanzar los 123.000.

Municipios más pequeños como Torrejoncillo del Rey cuentan con viviendas a partir de 25.000 euros, aunque la media también ronda los 80.000.

En localidades cercanas a la capital como Villar de Olalla se pueden encontrar mejores precios, con viviendas de dos dormitorios por entre 58.000 y 70.000 euros, mientras que en Arcas del Villar se ofrecen varias viviendas de entre una y dos habitaciones por entre 30.000 y 40.000 euros, aunque a partir de tres habitaciones rondan los 80.000 euros y hay también chalés adosados que superan los 180.000/200.000 euros.

Temas relacionados:
Vivienda
logo Las Noticias de Cuenca
Ediciones y Servicios Integrales 2020 S.L.
Plaza de los Carros, 2. Bajo. 16001 Cuenca
969 693 800
601 119 818
0
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Más información